Su resultado de busqueda

Mercado Inmobiliario de Málaga

Escrito por Elite73983 en 27 mayo, 2014
| 0

Siete años después del comienzo de la mayor crisis conocida del mercado inmobiliario en España y de una recesión económica general desconocida desde la época de la autarquía económica, uno de los indicadores principales como es el precio de la vivienda da muestras de haber llegado a su límite después de retrocesos cercanos al 40%, un 37,3% en Málaga capital, un 34,9% a nivel provincial y hasta un -50,3% en la vivienda turística o de segunda residencia en la Costa Oeste. Los datos ofrecidos son medias ponderadas, aunque en algunas promociones concretas de la Costa, las depreciaciones del precio de la vivienda hayan llegado al 70%. Zonas oscuras a la información, como muchas promociones de viviendas vendidas por la banca o el Sareb, nos impiden conocer con mayor detalle la evolución general de los precios.

Los datos del Ministerio de Fomento señalan una ventas en el tercer trimestre de 2014 de 5.900viviendas (912 de primera construcción y 4.845 de segunda mano, y 1.918 a extranjeros, casi un tercio del total) un 23,5% más que en 2013 y un 46% más que en 2012. Ciertamente lo niveles de precios son un aliciente para la compra, sobre todo para personas de centro y norte de Europa que tiene la oportunidad de conseguir inmuebles a precios muy ventajosos para ellos.

Grupos de inversores foráneos se han detectado en los últimos tiempos las posibilidades de negocio no solo en la Costa, sino también en Málaga capital, que se ha convertido en los últimos años en un importante centro de turismo urbano, y también alternativo lugar de residencia para extranjeros que buscan lugares con niveles de actividades culturales, y no solo de playa.

La economía como ciencia social explica muy bien los fenómenos una vez se han producido, pero tiene problemas en detectar con cierto rigor el futuro a medio plazo. Sin embargo, cuando se comienza a hablar con poco criterio del fin de la recesión y del comienzo de la recuperación económica, no podemos dejar de valorar la inestabilidad de los procesos económicos actuales en todo el ámbito de la Unión Europea. Podría decirse que la supuesta llegada al suelo del nivel de precios de la vivienda y el progresivo recorte del stock de viviendas sin vender, incitaría al desarrollo de nuevos proyectos de edificación tanto en suelo urbano consolidado, como en el suelo urbanizable pendiente de planeamiento. Pero la condición necesaria para ello es la capacidad de la población de poder comprar y endeudarse en el mercado hipotecario, para lo que es necesario una reactivación económica suficiente que genere condiciones de empleo estables por una parte, y por otra una política financiera por parte de la banca ágil y profesional, lejos de los estereotipos usados en los momentos del boom inmobiliario de hace 15 años.

El Euribor, la referencia empleada para fijar el tipo de interés del 90% de las viviendas hipotecadas se encuentra en mínimos históricos, cerca de 0,335 posiblemente también influido por la reciente bajada de tipos del BCE. Sin embargo las disminuciones en los tipos de interés del Euribor siguen sin tener una traslación directa a los tipos de interés bancarios que son considerablemente superiores.

Noticia: Omau-Málaga

http://www.omau-malaga.com/subidas/archivos/noma/arc_6603/exta/pdf/mercado-5finmobiliario-5fcuarto-5ftrimestre-5f2014

Dejar una opinión

Su dirección email no será publicada

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <strong> <em> <pre> <code> <a href="" title="">